domingo, 16 de junio de 2013

¡EN EL DÍA DE HOY!

“Cautivo y desarmado el ejército faccioso, han alcanzado las tropas republicanas algunos de sus objetivos militares. ‘La Reconquista’ no ha hecho más que comenzar.

Con algo parecido a esto empezaba Don Jesús Torbado su novela premio planeta en 1976 con el título de la crónica de hoy, emulando una hipotética victoria de los republicanos en la guerra civil. Por cierto, recomiendo su lectura.

En el día de hoy, después de la regañina de Fernando, no me queda más remedio que “ponerme las pilas”, “aplicarme el cuento” y “trabajar sin descanso” en la Reconquista del Blog, batalla en la cual contaré sin duda con la colaboración del resto de pájaros.

Pero vamos al paseo en bici, que también lo hemos tenido “en el día de hoy” aunque, eso sí, con un ejército bastante diezmado. Los oficiales en la enfermería, “El Capi” sigue convaleciente de su pie, aunque esto no le impide degustar sabrosonas “superpaellas” en la dehesa charra. Fernando también convaleciente del fuerte golpe en la rodilla del domingo pasado también causaba baja. La intendencia de Antonio De Dios también justificaba su baja a primera hora de la mañana y, con otros veteranos “reclutas” ya ni contamos, por miedo a la “deserción”.

En definitiva nos presentamos a las 9:00 en Cruz Roja Paco Sánchez, Ángel y un servidor. Sin GPS ni infraestructura de comunicaciones, sin ruta prefijada ni nadie que nos guiara, sin intendencia, sólo con nuestras “galgas” y la voluntad de los que nunca se rinden. Hoy no hay perfil, ni plano y casi ni fotos, pero la victoria sin duda fue de los que empezamos y también terminamos, que ahora también es noticia terminar.

¡En fin! Os hago una breve pincelada del recorrido, en una mañana soleada y espectacular para la bici, a excepción de la última hora, en la que el calor ya apretaba. Salida por el Helmántico y antigua N630 para desviarnos a la izquierda y tomar el camino que entra en Aldeaseca, de allí a Castellanos de Villiquera y, haciendo caso a la orientación de Paco, tomamos el Camino de Santiago con dirección a Calzada de Valdunciel. Aquí empezó a surgir nuestra bendita y organizada “anarquía” del día de hoy, comenzamos tomando el primer camino que surge a la izquierda, la intuición nos marca como objetivo Forfoleda y… ¡bingo! allí que nos plantamos.

Paco sugiere los Altos, pero en un sosegado diálogo (hoy no había mandos) acordamos ir hacia la carretera de Ledesma, así que hacemos un primer tramo por carretera que nos pone en Torresmenudas en un “santi-amén” (hoy comprobé que efectivamente la torre de su Iglesia no tiene mucha altura). Nuestro siguiente objetivo sobre el papel iba a ser Valverdón, pero tras desechar desviarnos por un camino a la izquierda, decidimos acometer otro a la derecha, de nuevo nuestra intuición nos aconseja este posible atajo hacia Almenara y… ¡como nadie manda! La dirección evidentemente era Norte y en algún punto habría que desviarse a la izquierda, cosa que hicimos tras desechar al menos cuatro cruces de camino en esa dirección, pero la existencia de un punto geodésico nos inclinó por ese y… ¡otro bingo! Al fondo está Juzbado, Paco lo reconoce a la legua y abajo se intuye Almenara, pero no estamos seguros. Tras los más bellos minutos de pedaleo arribamos efectivamente a Almenara, cruzamos la carretera de Ledesma y paramos a hacer “la foto” en el puente de pontoneros.

Continuamos el periplo hasta Pino de Tormes, pero no nos seduce la idea de seguir por carretera, así que tomamos un camino a la derecha que supuestamente desemboca en Parada de Arriba, aunque finalmente no fue así, sino que tras visitar el Olmo Centenario de las “Vivas Catedrales” nos metimos en la carretera entre Parada y Florida pero fuimos hacia este último culminando una C invertida que podría haberse convertido en O si (en este caso) mi intuición no hubiera sugerido girar hacia la derecha en lugar de a la izquierda como proponía Paco. Es la consecuencia de viajar sin “router” y “capitán”. Decidimos finalmente ir por carretera desde Florida hasta el Puente Gudino y finalizar así una extraordinaria mañana de bici subiendo en “plato grande” la cuesta de la “Sebastiana Jesús Galán”. ”La guinda” de un magnífico pastel no podía ser otra que la degustación de unas “jarritas” junto a Carrefour. Total 60 Km.   


Bueno, espero que estas “mil palabras” suplan modestamente la ausencia de nuestro despliegue de medios habitual. ¡Hasta otra!




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tú opinión nos interesa.